lunes, junio 24News That Matters

Tosti dejó atrás su sábado calamitoso en el PGA Championship y se animó a un golpe fantástico que hizo delirar al campo de Valhalla



Alejandro Tosti fue el único argentino -y uno de los dos latinoamericanos- que superó el corte clasificatorio en el PGA Championship, que este domingo tuvo como brillante ganador a Xander Schauffele. Sin embargo, el sueño del rosarino, que había terminado en el top 20 en las primeras dos jornadas en el campo de Valhalla, en Louisville, Kentucky, se desmoronó luego de un sábado calamitoso en el que terminó ocho golpes sobre el par de la cancha y en el último lugar de la clasificación luego de cuatro doble bogeys, dos bogeys y dos solitarios birdies.

Perdido por perdido, Tosti se tomó con calma la última vuelta. Lejos de la pelea por el título, el novato argentino -que protagoniza una interesante temporada debut-, pudo subir cinco posiciones y dejar la cola de las posiciones con una vuelta de 68 golpes (-3) para finalizar 73° con el par de la cancha (284 golpes).

Sin embargo, lo mejor de Tosti -más allá de su templanza para no dejarse llevar por los demonios que lo agobiaron el sábado- fue lo que hizo en el hoyo 13 del campo de Valhalla, que está custodiado por una formación rocosa de piedra caliza y una cascada.

Con una espectacular salida que se convirtió en el tema de conversación de los fanáticos del golf y que se convirtió en un viral en las redes sociales con casi tanta repercusión como la detención de Scottie Scheffler por infringir las leyes de tránsito antes de la segunda jornada de la competencia.

¿Qué hizo Tosti? Mostrando la fortaleza de sus brazos, la pelota recorrió 325 yardas desde el tee y aterrizó suavemente en el medio del green, dejándole servido un águila de apenas siete pies. Un golpe imposible. Y la prueba está en que Jordan Spieth lo quiso imitar, pero su golpe de salida salpicó el obstáculo de agua justo antes del green y el estadunidense terminó en un bogey.

Dice el sitio oficial del PGA Tour a la hora de describir con precisión el logro de Tosti. «El hoyo gira suavemente hacia la izquierda, y la mayoría de los jugadores golpean un hierro hacia la generosa calle y luego un flip-wedge hacia el green. Sin embargo, no hay nada que impida que los jugadores intenten el acarreo de aproximadamente 320 yardas para el tiro del héroe. Tosti aceptó el desafío y ejecutó».

Se trató además de una ayuda involuntaria para los líderes, ya que el rosarino se animó a un atajo que puede valer dos impactos menos para completar un recorrido. Y se sabe que un major cada pequeña ventaja cotiza en platino.



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *